Entrenamiento y patología cardiovascular: estado actual de conocimiento

Este tipo de patología no avisa, los síntomas aparecen cuando están avanzadas.

Esta relacionada con factores de riesgo ¡MODIFICABLES! con el ejercicio físico, de los cuales podemos destacar:

  • Presión arterial
  • Sedentarismo
  • Glucemia basal
  • Colesterol
  • Obesidad
  • Alimentación
  • Estrés psicosocial

Como norma general el trabajo aeróbico es el que mejores resultados obtiene, pero el trabajo de fuerza tiene una serie de ventajas, y hacerlo mal, puede ser peligroso con este tipo de poblaciones.

El trabajo de fuerza ayuda a mejorar la función cardiovascular, disminuyendo las demandas cardiacas para realizar un trabajo físico determinado.

Disminuye la tensión arterial de reposo en hipertensos, los niveles de triglicéridos en sangre, incrementa los niveles de colesterol-HDL, controla y disminuye la obesidad y la grasa abdominal, y disminuye la resistencia a la insulina.

Los 10 puntos son tips muy básicos, con este tipo de poblaciones hay que individualizar, porque el “mecanismo patológico” es diferente en cada persona, pero es lo mínimo para no “meter la pata” si nos pilla de sorpresa un caso de estas características.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *